Biblioteca Técnica / Noticias

¿Realmente estamos mejor?

José Carlos Méndez.Ciudad de México.Hemos escuchado hasta el cansancio los beneficios de la Reforma en Telecomunicaciones y Radiodifusión como la eliminación de la larga distancia nacional, la reducción generalizada de tarifas, la creación de un nuevo órgano regulador, la licitación y asignación de espectro para una cadena de televisión abierta nacional y mayores inversiones anunciadas en infraestructura. Sin embargo, es momento de hacer una pausa y reflexionar sobre estos avances. Durante años, el sector de las telecomunicaciones y radiodifusión sufrió de una parálisis regulatoria –con tintes de captura regulatoria por parte de los regulados- en la que cualquier avance en las reglas de competencia se veían detenidas en los juzgados. Las batallas se daban tras bambalinas entre los dos principales grupos de poder: Telmex-Telcel por el lado de telecomunicaciones y Televisa por el lado de radiodifusión y televisión restringida.


Mientras uno tenía el control del poder económico, el otro contaba con un activo mucho más atractivo para la opinión pública y, por lo tanto, el poder político. En 2013 se aprobó la Reforma en materia de Telecomunicaciones y Radiodifusión, evitando al máximo la discusión pública de la misma y la subsecuente aprobación de la ley secundaria que trajo los beneficios anteriormente mencionados.

Así, el ya no tan flamante Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) presentó a principios de septiembre de este año su Primer Informe Trimestral Estadístico 2015, un recuento detallado de las cifras más relevantes sobre telefonía fija, móvil, internet, televisión restringida y la sorprendente inclusión de datos agregados de radiodifusión por primera vez en la historia del órgano regulador en sus reportes.

¿Qué nos dice el informe estadístico?

El tamaño del sector de las telecomunicaciones y la radiodifusión es de 3.4% del PIB y crece a una tasa superior que la economía en su conjunto, es decir, mientras que el PIB creció sólo 2.2% en el 1er trimestre de 2015, las telecomunicaciones incrementaron 7.7% y la radiodifusión 6.5%. Además, el índice de precios de comunicaciones disminuyó 14% en el periodo a comparación del aumento generalizado de precios al consumidor de 2.1%. Buenas noticias hasta ahí.

Lo que no se comenta en ningún lugar es una mayor concentración de usuarios tanto en telefonía móvil como en televisión de paga.

Esto es, que aunque existen nuevos jugadores móviles virtuales como Virgin Mobile, Tuenti, Cierto o Maz, la compra de Iusacell, Unefon y Nextel por parte de AT&T tiene como efecto una mayor concentración del segmento de telefonía móvil. En cifras, Telcel lleva la batuta en el mercado con 69% de las líneas, Movistar muy por detrás con 22%, Iusacell y Unefon acumulan juntos el 6%, Nextel sólo el 3% de los usuarios en México –AT&T tendría 9% del mercado- y los operadores móviles virtuales 0.2%. Para medir la concentración se utiliza el Índice de Herfindahl e Hirschman (IHH), el cual se calcula como la sumatoria de los cuadrados de participación de mercado de cada operador. En otras palabras, el indicador crece a medida que existe una mayor concentración de usuarios en menos operadores y esto es lo que sucede con la llegada de AT&T a México.

Por otra parte, en televisión de paga Grupo Televisa con la compra de Cablecom y Cablevisión Red alcanza el 61.9% de los suscriptores en México, siendo su principal subsidiaria la satelital Sky. Lo anterior se traduce en un incremento en el índice de concentración.

En conclusión, si bien la llegada de AT&T ha incentivado la consolidación geográfica de América del Norte al introducir planes de minutos y datos incluidos a Estados Unidos y Canadá -además de incrementar la inversión extranjera directa (IED) en nuestro país- también es cierto que, combinado con la elevada participación de Telcel con 69% de las líneas, se muestra un retroceso en la competencia medida en concentración y aumenta el riesgo de colusión entre las empresas de telecomunicaciones en detrimento de los consumidores.

Por su parte, la mayor concentración en televisión de paga con casi 2 de cada 3 suscriptores en manos de un solo grupo lo pone a Televisa en ventaja para la contratación de contenidos exclusivos, así como la discriminación de canales restringidos locales, ambos contrarios a la competencia esperada del sector de telecomunicaciones.

Escrito por: susana, el: 2015-10-07 10:31:51 | Volver
     Comentarios:

Los precios, especificaciones e imágenes están sujetas a cambio sin previo aviso. Los precios del catálogo sirven de referencia para el usuario, por lo tanto antes de hacer su orden de compra solicite a su ejecutivo de cuenta la cotización correspondiente. Prohibida su reproducción parcial o total del contenido de este sitio sin previa autorización por escrito de Fibremex S.A. de C.V.

Top